Dos meses después de su matrimonio, en diciembre del 2014, Juampi y Mica decidieron hacer la maleta, coger el traje de novio y el vestido de novia rumbo a la Cordillera de los Andes Argentina para hacer una inolvidable y maravillosa sesión de Trash the Dress.

 


Específicamente los esposos se trasladaron hasta el espectacular Dique Potrerillos, ubicado en Mendoza, Argentina.

 


Montañas, arena, agua y un cielo fabuloso fueron el escenario perfecto que eligió la pareja para relajarse y disfrutar de esta experiencia única.

 


El atardecer fue el momento perfecto para darle ese toque romántico a las fotos y los resultados no pudieron ser mejores. La pareja combinó su estilo divertido y original, que quedó reflejado en cada gesto, cada mirada de los novios, que transmitía espontaneidad, complicidad y una gran felicidad.

 


Volver a vestirte de novia o de novio es una experiencia maravillosa, disfrutando de un paisaje hermoso es una experiencia que Mica recomienda a todas las parejas de recién casados.

Mica y Juampi querían un Trash the Dress en toda la extensión de la frase y por eso decidieron cerrar la sesión con ellos tirándose de espaldas al agua y luego hacerse unas fotos con el vestido de novia y el traje cubiertos de barro y arena.

 


Recordar es volver a vivir, y seguro que la pareja al vestirse otra vez como el día de su boda volvió a vivir todas esas hermosas sensaciones de alegría, nervios, ilusión, etc. que se vive el día del matrimonio. Ahora ellos también tienen un recuerdo para siempre de esa experiencia de volverse a sentir “los novios".

 

 

Artículo cedido por Casamientos.com.ar