Micho & Fiore

Sea que tuviste la suerte de tener un amor de suegra, como si tu relación con ella es la justa, tienes que tener presente que es la madre de tu futuro marido y siempre tendrás que relacionarte con ella. Para cuidar esa relación entre otras cosas hay que tener cuidado con lo que dices y cómo lo dices. Para ayudarte a fortalecer o a estrechar esa relación hoy te contamos las frases que nunca debes decirle a tu suegra durante los preparativos de tu matrimonio.

No, de eso se encarga mi mamá. Decirle tal cual esa frase, puede que le siente mal. Es mejor que siempre escuches su opinión y decirle que la tendrán en cuenta. Si tu mami se está encargando de algo que tu suegra quiere hacer, delicadamente proponle que haga otra cosa que también sea importante. 

 

  • ¡Qué malcriado es su hijo! Jamás se te vaya a escapar una frase como esa por muy estresada y nerviosa que te sientas por los preparativos de la boda. Eso pondrá en tu contra a tu suegra, ella se vería atacada directamente. Si hay algo del comportamiento de tu novio que no te gusta, háblalo directamente con él.
  • En mi familia no lo hacemos así. Es una frase que aparentemente te da una salida fácil cuando tu suegra te sugiere algo que no te gusta. Pero en realidad no es así. Tu suegra puede interpretar que para ti tu familia es más importante. Lo mejor es agradecerle por la sugerencia y decirle que la tomaras en cuenta y que es normal que tengan gustos diferentes. 

  • ¿Con eso piensas ir al matrimonio? Así como a ti no te gusta que se metan con tu look de novia, seguro que a tu suegra tampoco le va a gustar que tú hagas eso con ella. Ya sabes, no hagas a otros lo que no te gustaría que te hagan a ti. A lo mucho, puedes hacer alguna sugerencia o comentario constructivo. 
  • ¿Le podría decir a su hijo que haga esto o lo otro? Esta frase tiene una doble connotación negativa. Primero tu suegra va a sentir que le estás dando órdenes, y segundo puede creer que hay un problema de comunicación entre tu novio y tú.