COVID-19 Seguimos a tu lado en estos momentos. Consulta nuestro Centro de Ayuda.
Matrimonio

Estos son los (bellísimos) vestidos de fiesta para verte más delgada ¡al instante!

En una era en la que todas las formas femeninas son válidas y bienvenidas, hay truquitos que no sobran para disimular una inflamación inesperada o unos kilos de más. Descubre los vestidos de fiesta perfectos para verte y sentirte más delgada.

Pronovias

Altas, bajitas, gorditas y flacas, cada silueta tiene el potencial de lucir grácil y atractiva. Sin embargo, no es un secreto que hay ciertos estilos que logran este efecto mejor que otros. Y es que, en los hechos, no se trata de tener un peso o una talla determinadas, sino de encontrar un diseño que se adecúe bien a las proporciones del cuerpo y que consiga que, al verte, los demás invitados no puedan ni pestañear. Por esto elegimos los vestidos de fiesta para verte más delgada en la boda y reunimos las claves que (debes apuntar) para que tu decisión sea la acertada. Sin más preámbulos, ¡encuentra en esta selección el vestido de invitada de tus sueños!

1. Atención a las líneas diagonales y verticales

Busca detalles que generen movimientos verticales o diagonales en el vestido y que guíen la mirada a lo largo del mismo y no de forma horizontal. Este truco visual hará que la silueta se alargue. Te favorecerán detalles verticales como los cuellos halter, los escotes ilusión en el centro del pecho o los patrones del encaje o bordados con este diseño. Para un efecto diagonal, apuesta por escotes de un solo hombro, adornos asimétricos, drapeados o fruncidos transversales.

2. Tejidos que adelgazan

Ten presente que una tela brillante refleja la luz lo que puede aumentar la sensación de volumen. Lo aconsejable es elegir un vestido de fiesta en tejidos mate como el crepé, la gasa o el tul. Escoge telas que tengan soporte y que no estiren demasiado, como el crepé grueso, el satín duquesa o el mikado. Asimismo, vestidos de fiesta para invitadas curvy en tonos oscuros, como el negro, el azul oscuro, el rojo o el verde, reflejarán menos luz. Sin embargo, hay diseños en tonos claros que por su diseño logran hacer más menuda la figura.

3. Efectos visuales

Asegúrate de que la piel que dejes al descubierto tenga un diseño estratégico. Un infalible, que además es tendencia, son los cut outs en los laterales de la cintura, los cropped dresses o vestidos cortados sobre la cadera y los escotes deep plunge o súper profundos y en V, que acentúan la cintura o alargan la parte superior del tronco. Atraen la atención a la parte superior del cuerpo y hacen que, en conjunto, te veas más alta y estilizada, ¡no dejes pasar uno de estos!

4. El escote ideal y ¡encorsetado!

Los escotes en V, que descubren los hombros y, en cualquier caso, muy pronunciados, son perfectos para adelgazar el pecho, pues enfocan la atención de la cintura al busto. Busca un diseño de corpiño que simule una línea entre el hombro y la cintura. Acentúa el efecto con unos tirantes o mangas cortas para concentrar la atención en el rostro, hombros y cintura. Los escotes corazón o cuadrados exhibirán la parte femenina más atractiva, las clavículas y te harán ver más menuda instantáneamente. Potencia estos escotes con un sensual y trendy corsé que mejore tu postura, suavice y reafirme tu contorno.

5. Fíjate en la caída de la falda

Si quieres disimular tus curvas, las faldas midi y largas son una opción ideal para todo tipo de cuerpo. Apuesta por materiales estructurados y siluetas rectas. En los diseños midi fíjate que lleguen a mitad de pierna y en los vestidos de fiesta largos, que tapen por completo tus pies. La silueta de los vestidos imperio será tu mejor fórmula si no tienes la cintura definida o si el diámetro de tu cintura es superior a la medida de tu pecho.

6. Vestidos cortos, ¿por qué no?

Para un matrimonio en primavera o en verano y si te sientes orgullosa de tus piernas, opta por un vestido corto de fiesta con el torso ceñido y que caiga suelto desde la cintura al estilo fit and flare. Lo clave es que te quede arriba de la rodilla. Así puedes ocultar las curvas o crearlas. Además, el talle ceñido te garantiza una cintura de avispa irresistible.

7. El cinturón es tu aliado

Un accesorio que sí o sí debes considerar en tu atuendo es el cinturón o las fajillas: potencia las curvas y en los vestidos rectos, obra su magia. Llévalo además en la tendencia tonos brillantes como el dorado o el oro rosa. Lúcelo por encima de tu cintura natural si tienes el torso largo o por debajo si lo que buscas es alargarlo. Asegúrate que el ancho sea proporcional al tamaño de tu vestido, sin que acorte demasiado tu torso.

8. ¿Y con pantalón?

SI te decidiste por llevar un vestido pantalón de fiesta o enterizo, solo recuerda que el talle alto es muy favorecedor y que mostrar la piel de forma estratégica es una necesidad. Así que, selecciona unos pantalones que sean preferiblemente tobilleros y lúcelos con unas delicadas sandalias de tiras o con unos puntiagudos tacos que muestren al máximo tu empeine, ¡garbo asegurado!

Para terminar, recuerda que además de elegir un vestido de fiesta que estilice tu figura, debes ser estratégica cuando selecciones tu lencería y ropa interior procurando que, por sí sola, realce tu figura. Y otro secreto estilístico: lleva zapatos nude o en un tono lo más cercano al color de tu piel para conseguir el efecto de alargar tu silueta. ¿Necesitas más ideas para lucir divina? Seguro que querrás verificar uno a uno los vestidos del catálogo en línea de Matrimonio.com.pe. ¡Que tu figura resalte por su elegancia y estilismo!

Otros artículos que te pueden interesar