Por más que te esmeres en cuidar cada detalle de tu aspecto para el día de la boda, siempre puede pasar algo, un imprevisto con el que no contabas y que ponga en peligro ese look de novia perfecto que llevas meses preparando. Tranquila, no te preocupes, hoy te contamos cuáles son esos imprevistos de belleza más comunes y cómo estar preparadas para ellos.

  • Te cortaron mucho el cabello. Vas al salón de belleza para que te corten sólo las puntas y la peluquera se pasa y te corta mucho el cabello. Inmediatamente piensas que ya no podrás hacerte para tu boda ese peinado con el que tanto habías soñado. No te preocupes puedes solucionarlo poniéndote extensiones, las hay de todos los tipos, seguro encuentras una perfecta para ti. 
  • Cabello con puntas abiertas. Si ya estás a unos meses del gran día comienza a sanear las puntas de tus cabellos, existen muchos tratamientos caseros que tú misma puedes hacerte en casa. 
 
 
Four Winds Productions
 
  • El granito de última hora. Este es uno de los más típicos y quizás el más odioso, pero no entres en pánico existen productos especiales para bajar la hinchazón y la irritación. El día de la boda la maquilladora se encargará de disimularlo, seguro te aplica con una brocha un poco de corrector y base de maquillaje.
 
Jorge Ravines
 
  • Las ojeras. Quizás te cuesta dormir los días previos a la boda y a consecuencia de eso te aparecen unas ojeras o bolsas en los ojos. Combátelas aplicando colirio en tus ojos, después ponte una compresa fría sobre tus ojos y listo. 
  • El color de tu dentadura. Si sientes que tu dentadura está un poco amarillenta, unos meses antes del matrimonio, ve a realizarte un tratamiento de blanqueamiento dental. También puedes ayudarte con trucos y remedios caseros. 
 
Marisol Gutiérrez
 
  • Sudas mucho cuando estás nerviosa. El día de la boda tendrás muchas emociones entre ellas los nervios, previene el sudor dándote un baño la noche antes de ir a dormir y colocándote un desodorante anti-transpirante de larga duración, repite la operación por la mañana. 
  • Los pies descuidados. Sobre si tu boda es en verano y vas a lucir sandalias, empieza a realizar tratamientos para embellecer tus pies y una buena sesión de pedicura previa al matrimonio te sentará genial para deshacerte de las durezas y pieles muertas. 
 
 
  • Piernas rojas por la depilación. El primer consejo, no esperes al mismo día del matrimonio para depilarte, hazlo un par de días antes. No te olvides de preparar tu piel para antes y después de la depilación. Aplícate crema hidratante después de haberte depilado.
  • Se te fue la mano con el sol. Si te quemaste por exponerte mucho al sol, aplícate algún gel hidratante que contenga esencia de sábila. Recuerda que lo mejor es la prevención días previos a la boda, no tomes mucho el sol y ponte siempre protector solar. 
  • Se te dañó la manicura. Lleva contigo un poco de acetona, una lima y el esmalte del color que te han pintado las uñas. Así estarás preparada para solucionar cualquier daño que pueda sufrir tu manicura. 
 
Jorge Ravines
 
  • Evita las manchas de maquillaje en el vestido. Para que tu hermoso vestido no se manche de maquillaje basta con que cubras el rostro con un pañuelo cuando te pongas y quites el vestido.
 
Alexei Fotógrafos