PassionLove Films
PassionLove Films

Aunque la felicidad de una boda parece inaplazable hay circunstancias que llevan a considerarlo seriamente: desde la muerte de un familiar, la enfermedad de alguno de los novios, hasta una situación que pone en riesgo tu familia, como el coronavirus, una pandemia que ha obligado al gobierno peruano a declarar cuarentena nacional. Hay momentos en que, aún cuando hayan encargado la torta de matrimonio hace un año, el orden de las prioridades cambia y la única alternativa posible es un cambio de fecha. El vestido de novia puede esperar y parte de la decoración para matrimonio también. ¿Pero qué hacer con todo lo demás? Tomen nota de todo lo que deben tener en cuenta.

1. Prioricen lo que es importante

Darle el orden correcto a las cosas les dará la tranquilidad que necesitan para asumir el aplazamiento con calma. Si de lo que se trata es de honrar la memoria de un ser querido o de proteger la salud de su familia, no importará si por cambiar la fecha hay algunas pérdidas de dinero. Habrá nuevas y mejores oportunidades para compartir y celebrar con sus invitados la entrega de sus argollas de matrimonio. La boda es algo para vivir en un ambiente de especial alegría, confianza y esperanza.

Dos Fotógrafos
Dos Fotógrafos

2. Aplazando la o las ceremonias: el papeleo inminente

Aunque hayan reservado varios meses antes la locación perfecta para su matrimonio en el campo, lo primero que deben hacer es realizar el aplazamiento de su ceremonia civil. Procuren llamar por teléfono a la Municipalidad donde tenían previsto contraer matrimonio o ingresar a su página web para ver si este procedimiento está disponible online y procedan a solicitar el cambio de fecha de la boda, nada más lógico en estas circunstancias de pandemia del COVID-19. Es posible que el aplazamiento no pueda superar los 4 meses. Así que antes de hacer el cambio, definan como pareja la nueva fecha. Respecto a la ceremonia religiosa, de la misma forma procedan a contactar telefónicamente con los encargados de oficiar la ceremonia para modificar la fecha de reserva de la iglesia o local donde se oficiaría la ceremonia.

3. Verifiquen las condiciones con sus proveedores

Lo que este cambio implica con los proveedores, depende de lo que hayan pactado con cada uno. Tomen su lista de proveedores, revisen lo que establece cada contrato e identifiquen el anticipo que ya entregaron. De acuerdo con lo que estipulen las condiciones, es posible que puedan recuperar todo o parte de lo que dieron como anticipo. También es probable que por el tipo de servicio, deban pagarle un poco más a la empresa de cáterin o al encargado de los arreglos florales para boda.

Aunque a mayor anticipación habrá una menor sanción, en momentos de crisis general, como la causada por el coronavirus, en la que los cambios se dan sobre la marcha, muchos profesionales y proveedores logran ponerse en los zapatos de los novios y novias y solidariamente llegan a acuerdos convenientes para ambas partes. Consideren, en todo caso y con la misma consideración, que aunque ustedes modificarán la fecha para el día en que lo estimen más conveniente, sus proveedores no encontrarán a quien prestar el mismo servicio fácilmente.

ZOOMX Bodas
ZOOMX Bodas

4. ¿Cómo notificar a sus invitados?

Para un aplazamiento con poco tiempo de anticipación, lo mejor es llamar y/o enviar mensajes a cada uno de los invitados indicando las razones del cambio, todos lo comprenderán. Ahora, si quieren hacerlo formalmente, solo deben seguir el formato de invitación "virtual" indicando el motivo del cambio y la nueva fecha de la boda. Quizá algunos de sus invitados hayan tenido que ajustar sus agendas laborales y personales para asistir a la boda. Sin embargo, seguramente entenderán las razones del cambio y apoyarán su decisión. Y si a alguno de sus invitados no le fuera posible atender la boda en la próxima fecha, dadas las circunstancias, la intención presente de asistir con su vestido largo de fiesta es suficiente.

5. No dejen cabos sueltos

Si han recibido regalos preboda, envíen amables notas de agradecimiento e informen especialmente a sus invitados sobre la situación, nunca estará de más. Y si elaboraron una lista de regalos, suspéndanla con el establecimiento de comercio, en tanto definen la nueva fecha de la boda. Conserven el modelo de vestido de novia y su terno, en la mejor forma posible y oriéntense con su modista para hacerlo. Revisen todos los elementos de su boda que tienen la fecha del enlace. Deberán decidir si los conservan así o les aplican las correcciones pertinentes. Encuentren en esta coyuntura la oportunidad de perfeccionar todo con lo que han soñado.

Miguel Carbajal
Miguel Carbajal

En momentos de emergencia, enfermedad o tristeza, la solidaridad de las personas puede sorprenderles. Su boda es el inicio de muchos recuerdos felices, tan significativos, valiosos y eternos como su anillo de compromiso. Que la decisión de aplazar la boda sea solo una excusa para encontrar el mejor momento para disfrutar de su modelo de torta de matrimonio con quienes más aman.

Si tienen alguna duda al respecto, pueden hacerla llegar a esta dirección: help@matrimonio.com.pe