Mali
Por Mali

Hemos de arrancar este artículo aclarando que hoy en día no se puede hablar de tarjetas de matrimonio que sólo se dirijan a bodas civiles y otras distintas a las religiosas. Por muchas razones, desde las dogmáticas hasta las económicas, las parejas deciden sortear la unión por la iglesia, y, por tanto, todo su ímpetu se inclina hacia su civil. Esto se refleja desde la definición de un estilo reinante, en las locaciones que eligen para su ¡sí acepto! y respectiva decoración para matrimonio. Ni qué decir de los vestidos para novias y todo el ritual en general, con el que literalmente, algunos novios tiran la casa por la ventana. Si desean saber a profundidad de qué trata todo esto, los invitamos a descubrir qué dicta la tendencia gráfica nupcial y cómo tenerla de su lado para ser muy originales.

Definan su estilo

Absurdo no comenzar por recordarles que después de entregado el anillo de compromiso y decidan la fecha, deben ir pensando en definir la locación donde contraerán nupcias y todos los detalles de la decoración para matrimonio civil que enmarque el estilo de su boda. Si no lo saben con claridad, observen por ejemplo qué tipo de fiesta imaginan y dónde, ¿será un matrimonio en el campo o tendrá lugar en la ciudad? ¿Tendrá un tema dominante? Tal vez se inclinen por algo boho chic o más bien elegante. A tenerlo en claro antes de lanzarse al siguiente paso. 

Materiales

Aunque lo primero que pensamos después de la palabra invitaciones es papel, hemos de admitir que cada vez va quedando en el pasado. Hoy se puede utilizar desde un ordenador y hacerlo todo virtual o valernos de materiales como telas, tejidos, metal, vidrio y hasta madera.

Diseños y originalidad

Comenten junto a su proveedor las opciones que existen, no sólo se queden con la revisión del catálogo y elegir esa, a la que apenas adapten sus nombres, fecha y dirección. Echen a volar la imaginación, pues si hay algo que caracteriza al diseño de tarjetas de invitación de todo civil en la actualidad, es que son bastante creativas. Por otra parte, la originalidad no parte de recurrir a todas las herramientas del diseño y color, sino elegirlas con maestría. Pueden dejarse asesorar, pero recuerden siempre añadir la pincelada personal. Incorporen textos personales, cuenten su historia de amor, recurran a sus poemas o letras de canciones, hagan únicas esas invitaciones.

Tipografía

Sin embargo, cualquiera que sea el diseño elegido han de tener presente que mientras más tipografías se le añada a su invitación, el resultado será menos formal algo desenfadado, que, si es intencional, sumará puntos. Si se exceden con más de 3 tipos de letras lucirá desordenado y peor aún si éstas no pertenecen a la misma familia: serif, serif slab/egipcia, sans serif, decorativas y caligrafía a mano o manuscrita. Cuidado de combinarlas al azar. Tampoco lo hagan con el uso de las mayúsculas y minúsculas, negritas y cursivas. Las letras comunican, y estas deberán ser fieles al estilo elegido.

Tendencias

  • Estilo save the date: Se caracterizan por tener en un espacio reducido para toda la información necesaria de su boda, eso sí, renunciando a datos extra. Nos referimos a los nombres de sus padres y alguna frase en particular. Son breves y directas.
  • Foto postal: Se elige la mejor fotografía del álbum prebodas de los novios. Pueden ser impresas en blanco y negro o sepia. Las letras por lo general en blanco, rojo, tonalidades de beige o marrón.
  • Brillos glam: Existe una tendencia glitter en la moda y ha llegado sin obstáculos al  diseño gráfico nupcial, ideal para bodas chic o glam, de pronto el tipo de tarjetas de matrimonio elegantes que tienes en mente. 
  • Troquelados: Si apuestan por el papel y desean darle un toque antiguo atención a los troquelados que se han convertido en otro de los favoritos en las tarjetas de matrimonio y lo seguirá siendo por un buen tiempo.
  • Estilo newspaper: Existen muchos diseños y este, a pesar de requerir dedicación, tanto para elaborar los titulares y textos interiores, encontrar las imágenes y leyendas apropiadas, destaca dentro de todos por su originalidad. Lo mejor de todo es que no habrá otra tarjeta de invitación igual, pues cada historia es única. Se aprovechan los espacios para colocar todos los detalles del matrimonio, en qué iglesia, cómo llegar, dónde será la recepción, mapas, número de autos en el parqueo o referencias cercanas o el itinerario de los novios. Todo rincón puede ser aprovechado.
  • Temáticas: Válganse de sus invitaciones para adelantar a sus amigos y familiares que se viene una fiesta que va con su personalidad. ¿Aman la música, los viajes, los deportes extremos, las mascotas, la fotografía, los gatos lo animes, el cine? Dejen caer esa idea sin ser muy evidentes.
  • Madera: Llegamos al uso de materiales en el que la madera repujada es la dominante. Puede ir junto a papel, metal o tela, y se torna perfecta para los estilos rústicos, shaby chic, un matrimonio en la playa o fuera de la ciudad.
  • Telas y encajes: Tanto para las invitaciones como sus empaques las telas están ganando mayor terreno en los estilos románticos o vintage. ¡Tomen nota! Por lo general se descartan los sobres y se recurren a tejidos delicados, blondas y encajes, un acierto con hermosos resultados.
  • Acuarela: Esos aspectos de su personalidad que todos conocen pueden ser reflejados en sus tarjetas. Si aman la pintura y prefieren compartir con su proveedor algún diseño propio que tengan en mente para la decoración de su invitación podrán hacerlo con total libertad, o si aún no lo tienen definido sólo tendrán que echar a volar la imaginación.

Sobres y empaques

Los sobres y empaques jamás volverán a ser los mismos parece presagiar la tendencia de tarjetas de matrimonio. Incluso si se inclinan por un sobre de papel tradicional encontrarán que no hay límites en cuanto a los colores, no sólo por fuera sino en interiores, con diseños que pasan a ser esos dignos complementos. Cajas, frascos, cuerdas, saquitos de tela, también se avizoran, tomen distancia de lo convencional sin miedo.

Al igual que las tortas de matrimonio civil tienen ese aire fresco y libre de decoración con respecto a las de un religioso, lo mismo ocurre con las tarjetas. Y con esa misma libertad con la que tu novio escogerá su traje y tú apostarás por ese outfit osado entre tantos peinados de novia y maquillajes, háganlo juntos con sus invitaciones. Ha quedado demostrado que tanto en materiales, diseño, tipografía y colores, existen miles de formas de ser originales.