No hay nada como saber que pronto se unirán a la persona que aman y con la que esperan compartir el resto de sus vidas. Y para celebrar ese instante tan especial están ideando un sinnúmero de propuestas, como: los detalles que colocarán en sus tarjetas de matrimonio, las flores que darán vida a tu bouquet de novia y la frase que quedará grabada en sus argollas de matrimonio. Como nada es mucho para decirse todo lo que siente uno por el otro, la ceremonia de la arena será un buen motivo para llenar ese momento con dulces promesas y el inicio de la realización de todos sus sueños.

Ceremonia ancestral

Aunque existen varias ideas sobre cómo empezó este rito simbólico, una de las más propagadas es la de la cultura hawaiana: en la que cada integrante de la pareja llevaba un poco de arena de su pueblo para al final juntarlas, como una forma de sellar este vínculo que duraría toda la vida.

En la actualidad también observamos que cada vez más novios escogen la ceremonia de la arena para representar su amor en una boda religiosa cristiana, un matrimonio civil o simbólico; porque normalmente en una boda católica los parámetros suelen ser más rígidos. Pero si también quieren añadir este ritual a este último, preparen un momento especial de la recepción antes o después del discurso para compartirlo con todos sus invitados y dar nuevamente fe de que su amor durará por toda la eternidad.

Di Natale Photo

El significado de la arena

Así como las flores que podrías escoger para tu ramo de flores naturales tienen un significado especial, la arena que juntarán en el recipiente de la ceremonia también, porque representa de principio a fin el cariño que se tienen. En primer lugar, la ceremonia de la arena es una muestra de su amor infinito, gracias a la cantidad de granos unidos que de alguna manera son como un reflejo de todo el tiempo que tienen para compartir. Es la abundancia que estará presente en su vida matrimonial, el amor inmenso que guardan en sus corazones para ustedes y los hijos que están por venir, la riqueza de sus experiencias. En fin, es la unión que no se quebrantará y que prevalecerá cada día para ser más fuerte.

Elementos que no deben faltar

Como ya se lo imaginan, la arena es el ingrediente esencial para realizar este acto simbólico, dependerá de ambos si utilizarán el mismo color de arena o si se inclinan por dos colores. Para este último podrían adquirir arena de cuarzo de colores en una ferretería o a través de internet. En el caso de los recipientes, estos deberán ser de vidrio transparente o cristal: los dos en donde colocarán inicialmente la arena tienen que ser más pequeños o más delgados que el tercer envase que servirá de depósito. Se recomienda que este último tenga una boca amplia para que ningún grano se pierda cuando ustedes lo viertan.

Ideas para cada momento

Si hablamos de creatividad estamos seguros de que ustedes tienen miles de ideas para cada paso de la ceremonia y recepción de bodas, por ejemplo: topper divertidos para la torta de matrimonio civil, diseños de partes de invitación en forma de rollo fotográfico para su matrimonio en el campo. Y para este ritual, entonces ¿por qué no seleccionar en lugar de un envase sencillo, un reloj de arena, una botella en forma de corazón, un portarretrato que tenga una abertura en la parte superior o una caja de madera con vidrio transparente en la parte de adelante? Si gustan podrán grabar sus nombres, los datos de la boda o su frase favorita o representativa en el recipiente final para que recuerden siempre el significado de esta ceremonia.

Pasos imprescindibles

Lo más común en la ceremonia religiosa cristiana o civil es realizarla después de los votos y el intercambio de las alianzas de boda. Pero al igual que para la decoración para matrimonio civil podrán hacer los cambios que estimen pertinentes, previa coordinación con el oficiante. Llegado el momento, los dos cogerán sus respetivos envases y mientras alguna persona (el oficiante, un familiar o amigo) dirá algunas palabras relacionadas a este ritual y su significado, ustedes echarán sus respectivos contenidos al mismo tiempo. Si la arena de cada recipiente es de distinto color adquirirá formas que los sorprenderán.

Otras posibilidades son la música de fondo o ustedes dos hablando, mientras los granos de arena caen y se juntan para reunirse por toda la eternidad. Escojan la que más les guste y vaya con su estilo.

Pequeños invitados

Para hacer partícipes a sus hijos de la ceremonia de la arena solo tendrán que añadir uno o más recipientes, según sea el caso. Seguramente ellos se emocionarán mucho, no solo por ver a sus padres más unidos que nunca, sino también porque ustedes les permitirán una participación más activa y les expresarán la confianza que sienten por ellos.

Para que todo salga tan perfecto como siempre lo imaginaron desde que tuviste tu anillo de compromiso en tu mano, tómense su tiempo para idear los detalles y el momento propicio para realizar la ceremonia de la arena. Piensen en la posibilidad de preparar un texto especial inspirado en su relación de pareja y en lo que esperan con los años venideros, escojan recipientes creativos y no dejen de colocar cerca algunos arreglos florales para boda para dar más romanticismo al ritual.