Kuro
Por Kuro

Por todos es sabido de que no existe una segunda oportunidad para dar una magnífica impresión, sobre todo cuando se trata de unos partes de matrimonio. En resumen, estos llegan a ser el primer contacto que sus invitados tendrán con ese evento del año que vienen preparando con mucho entusiasmo. De nada sirve una elaborada decoración para matrimonio si sus invitaciones no anuncian de qué va su enlace. Si será playa, campo, elegante, romántico, ecológico, vintage, rústico u otro estilo. Es por ello que cada temporada, los artistas del diseño gráfico bridal reinventan sus diseños de tarjetas de invitación, poniendo de moda nuevos colores, papelería, tipografías, complementos y formas con el objetivo de satisfacer las expectativas de todos sus novios y novias. Si se casan el 2020, es mejor que conozcan qué les depara las artes gráficas nupciales desde ahora.

Inspirados en la naturaleza: los partes verdes

Desde los famosos matrimonios en el campo preferidos por las parejas más románticas hasta los enlaces eco-responsables tendencia, la naturaleza está de moda. Apelar a diseños florales es una constante de los diseñadores gráficos bridal hoy en día. Eso incluye, por supuesto, el uso de materiales reciclados, como el papel que está bastante extendido por su nobleza y belleza. En donde las tonalidades beige y rústicas no pueden estar ausentes. Tampoco los coloridos de las flores, algunas veces impresos en la misma tarjeta como en el interior de los sobres.

Minimalistas: ‘el menos es más’ en sus partes de matrimonio

La famosa corriente minimal que conquista a las parejas de todas las generaciones ingresa con paso firme en el terreno del diseño gráfico nupcial. El 2020, lo veremos reflejado en sus propuestas que se desprenden de los laboriosos decorados y tipografías con serifa para apostar por ese ‘menos es más’ que atrapa. Tipografía limpia, menos texto y uso de colores sobrios. Propuestas nada despreciables como partes de matrimonio elegantes como para bodas urbano contemporáneas.

Azul: un color talismán y contemporáneo

El azul siempre ha sido y será un color que sugiere movimiento y energía. Pero además, resulta ser uno de los colores talismán de las parejas supersticiosas. Es así que no resulta raro verlo como protagonista de los modelos de tarjetas de invitación de respiro actual y con cierta elegancia que fascina. Ni qué decir cuando se trata de un matrimonio en la playa, en donde también se corona como esa tonalidad predilecta. La línea gráfica entre todos ellos cambia, en función a cada estilo.

Una imagen vale más que mil palabras: los partes de los novios millennial

Una pareja millennial no puede imaginarse comunicar un evento de suma importancia en sus vidas sin una imagen. Y tienen razón. Hoy en día es posible incluir una fotografía o más, en sus propias tarjetas. Algo inusual en otras épocas, pero que hoy resulta casi obligado. Tipo ticket de fotos, publicación o portrait. Ustedes deciden.

Tipo pasaporte: su hobby, sus partes

Desde que viajar dejó de ser un lujo a prácticamente convertirse en una necesidad por descubrir el mundo, muchas parejas han decidido reflejarlo en sus partes. Sea porque ese enlace se hará realidad gracias a ese viaje en donde se conocieron o resulta ser justamente ese pasatiempo que los une. Como fuere, no dejen de echarle un vistazo a estas invitaciones travel, son estupendas si aman viajar.

Armables: los partes de los novios creativos

Algunas parejas no se conforman con una papelería en la que todo esté dicho, que buscan ‘ese algo diferente’ para crear misterio o interactuar con sus invitados se sentirán atraídas por los partes armables. Sea tipo puzzle, origami, desplegable. Ideas frescas para los novios creativos habrá de sobra el 2020.

Diseños a medida de toda expectativa parecen anunciar los diseñadores de tarjetas de matrimonio para sus novios que pasarán a felizmente casados el 2020. Propuestas que caminan de la mano de los estilos preferidos por las parejas de hoy, minimalistas y millennials. Diseños de partes de invitación que realmente conseguirán reflejar la personalidad, hobbies y gustos de los futuros esposos. Y sobre todo, cuan dispuestos están en darlos a conocer a sus invitados, de cara al que será, el día más importante de sus vidas.