Casarse al aire libre se ha convertido en una constante hoy en día y no es para menos pues la magia que envuelve a los enlaces bajo un cielo celeste no puede ser igualada por ninguna locación, por más exquisita o deslumbrante. Es por ello que el vestido de novia que decidas lucir deberá estar en sintonía con ese entorno mágico, como ciertamente harás con tu decoración para matrimonio. Un jardín, una casona de campo, un bosque, de pronto frente al mar o en una terraza de lujo frente a una piscina responden a un estilo en particular por lo que el diseño que elijas también. Luego verás que harás lo mismo con tu peinado y hasta tu ramo de flores naturales como si se tratase de una sola melodía. Aquí 45 diseños más que inspiradores.

Matrimonios en el campo: romance a flor de piel

Los matrimonios en el campo son por naturaleza románticos. Podría tratarse de una boda andina, shabby o boho chic, vintage o rústica pero nunca le faltará ese componente romántico al entorno y tu vestido ha de reflejarlo. Apuesta por los diseños de tejidos delicados y con movimiento, las gasas, tules y plumetis, los vestidos de novia con encaje chantilly, los detalles guipur y detalles ilusión en el escote y talle. La idea es que elijas un modelo que proyecte tal delicadeza, que se funda con el entorno. Apuesta por los yvori o tonalidades piel o nude y los juegos de transparencias forro/encaje para añadirle una pizca de sensualidad.

Matrimonios en la playa: desenfado y confort

Las bodas playeras son naturalmente desenfadadas. Poseen por sí mismas un encanto particular pues además de llevarse a cabo bajo un cielo azul, se suma el componente arena y mar. Apuesta por tejidos frescos o naturales como el algodón o lino y de buena caída. Recuerda que los telares con movimiento proyectan una imagen más joven respecto a los diseños de patrones estructurados. Las faldas corte imperio que nacen justo después del busto contribuirán a darle a ese vestido de novia sencillo más prestancia.

Matrimonios en el jardín y con estilo propio

Pero que se trate de un enlace en medio de un gran jardín o bosque no significa que estemos ante una boda bucólica. Los grandes jardines son el contexto de los enlaces tradicionales o más clásicos por lo que si es su caso, el blanco será el color privilegiado así como las vaporosas faldas princesas y colas serán notablemente aceptadas. También podrías decantarte por un diseño sirena en crepé o georgette si deseas lucir más glamorosa y si será de tarde. Si es en verano recuerda que no existe mejor escote que el corazón o palabra de honor y las faldas midi o asimétricas.

Matrimonios lounge: glamour en su máxima expresión

Los enlaces tipo lounge se suelen realizar también al aire libre pero en contextos más exclusivos y lujosos. Podría tratarse de la terraza de un ressort o club de moda o hasta un matrimonio en la playa con magníficas vistas. Pero no son necesariamente de día ni solo en el verano, inclusive podrían ser en otoño o hasta invierno. Ese respiro contemporáneo si se quiere va de la mano con lo vanguardista y la originalidad. Es así que tu vestido deberá seguir ese hilo conductor. Apostar por un modelo más osado, un enterizo corto, por un sastre, un diseño minimalista o futurista, algo de provocación y brillo también son bienvenidos. Si será de día, tipo cóctel entonces podrás apostar por un diseños midi o más cortos.

Los modelos de vestidos de novia para enlaces al aire libre como los bouquets de novia que los acompañen poseerán siempre un encanto particular. Saber conjugarse con el entorno hasta convertirse en una extensión o parte de él. Desde el tejido, los motivos, bordados, transparencias y detalles, de discreta presencia, que aún siendo menos grandilocuentes pueden robarse más de un suspiro si sabes elegirlo.